Lunes 26


El problema del inconsciente es que es un lugar al que va todo lo que queremos olvidar.
Cuanta mas fuerza hacemos por reprimir, mas inquieto se vuelve el inconsciente.
Es curioso, si queremos llegar a esa zona profunda la puerta se cierra, pero si queremos darle la espalda ella viene a buscarnos. ¿Como se abre la ostra para llegar a la perla? ¿A la fuerza? Tal vez es mas como una alcachofa o una cebolla, con paciencia, quitando suavemente capa por capa. El inconsciente nos protege. Se ocupa de aquello que nos resulte intolerable, de todo lo que nuestra conciencia no quiere enfrentar. El inconsciente te trae un mensaje:
“existo, y soy tu verdadera identidad”

 

 

 

 

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s